¿Están cambiando las tecnologías digitales el aprendizaje y la enseñanza?

Las tecnologías digitales han permitido que las aulas no se queden en el colegio, sino que incluso las podamos llevar con nosotros en nuestro smartphone. Sin embargo…

¿Han cambiando las tecnologías digitales la forma fundamental en que aprendemos y enseñamos? ¿O son tan solo una herramienta?

Para entender el estado actual y futuro de la educación, es interesante reflexionar sobre su impacto y origen. Tenemos que entender si han condicionado en profundidad la manera en la que absorbemos conocimiento, así como la forma en que comunicamos el mismo a los demás.

Neil Morris, director de aprendizaje digital de la Universidad de Leeds, considera que las tecnologías digitales sí que están cambiando fundamentalmente el aprendizaje y la enseñanza.

Amber Thomas, propietaria del servicio de apoyo tecnológico académico en la Universidad de Warwick, argumenta en contra de dicha idea.

La tecnología digital está cambiando fundamentalmente el aprendizaje y la enseñanza

Neil Morris

Digital

La amplia disponibilidad de dispositivos móviles con una potencia y funcionalidad increíbles, permite a los alumnos consumir e interactuar con contenidos de aprendizaje proporcionados por sus profesores, por sus compañeros y por organizaciones de todo el mundo. Y además lo pueden hacer de maneras que no eran posibles antes de la llegada generalizada de Internet.

Se trata de un cambio fundamental en la manera en que la educación está al alcance de los alumnos y estudiantes, sobre todo porque hace que sea accesible a quienes antes habrían tenido grandes dificultades para acceder a la educación. A escala mundial, ahora se puede aprender de maneras que no habrían sido posibles sin la tecnología digital, por ejemplo, mediante el uso masivo de cursos abiertos en línea (MOOC).

Creo que hay tres cosas principales que la tecnología digital está cambiando, ninguna de las cuales era imaginable antes de que empezáramos a integrar la tecnología digital en la educación.

En primer lugar, se trata de la flexibilidad del aprendizaje, que significa poder alterar el lugar, el ritmo y el modo de aprendizaje. El uso creciente de la oferta de aprendizaje mixto, los cursos híbridos y los cursos de aprendizaje a distancia en línea ofrecen a los alumnos la posibilidad de elegir cómo integrar su educación con otros aspectos de su vida. Este es un cambio fundamental en el acceso al aprendizaje como resultado de la tecnología digital.

En segundo lugar, hay un cambio fundamental en la forma en que los alumnos pueden adquirir conocimientos, aptitudes y competencias mediante el uso de la tecnología, que será útil para su futuro empleo en nuestro mundo cada vez más digital. Los estudiantes están adquiriendo habilidades digitales cuando aprenden en línea y los educadores reconocen cada vez más la necesidad de perfeccionar estas habilidades para hacer frente a la enorme cantidad de información que hay que buscar, categorizar y comprender.

Por último, hay un cambio fundamental en la forma en que los alumnos pueden interactuar con otros individuos, tanto con sus pares como con los educadores de todo el mundo. Esto aumenta la conciencia cultural y la globalización.

Desde la perspectiva de la enseñanza, la tecnología digital permite a los profesores crear materiales de aprendizaje más interactivos, atractivos y flexibles en una amplia gama de formatos digitales y multimedia y ponerlos a disposición de los estudiantes en línea. Los educadores también pueden enseñar de diversas maneras en el aula, mediante el uso de tecnologías en clase, materiales en línea y dispositivos móviles propios de los estudiantes. Estos cambios están permitiendo a los educadores tener un conjunto más diverso de enfoques pedagógicos para apoyar a sus alumnos, lo que significa que pueden ser más inclusivos en sus métodos de enseñanza.

La tecnología digital apoya las actividades de los profesores en clase, apoya su contenido en línea y permite a los educadores interactuar con los alumnos a través de las tecnologías en línea. Esto les permite ser más flexibles en la forma en que se comunican con los alumnos, de manera que no se limiten al cara a cara en horas fijas.

En general, es innegable que la tecnología digital ya está alterando fundamentalmente el aprendizaje y la enseñanza. Sin embargo, se requiere mucha más transformación que sólo se materializará si las organizaciones y los profesores reconocen que el cambio es necesario e invierten en la infraestructura, la estrategia y el desarrollo necesarios para apoyarlo.

La tecnología digital NO está cambiando fundamentalmente el aprendizaje y la enseñanza

Amber Thomas

o-TEACHER-facebook.jpg

Es innegable que la educación superior está cambiando. Pero, ¿es la tecnología digital la causa o el síntoma?

Los impulsores de los cambios en la enseñanza y el aprendizaje en la enseñanza superior son de carácter socioeconómico, relacionados con la forma en la que se financian las matrículas de los estudiantes, los cambios en el mercado laboral, los tipos de títulos académicos y las aptitudes que necesitan las personas. Como resultado de estos impulsores, vemos que las tecnologías se utilizan de maneras diferentes.

En los últimos diez o veinte años hemos visto una expansión masiva de la educación superior, y parte del uso de la tecnología que vemos responde a eso.

Tomemos por ejemplo las tecnologías que permiten grabar una clase para publicarla después (Youtube, podcasts, poerpoint…). Los críticos argumentan que estas tecnologías dan a las universidades una excusa para evitar enfrentarse a teatros de conferencias superpoblados. Pero la necesidad ya existía. El número de estudiantes ha crecido durante veinte años y las tecnologías de grabación ya existían durante todo ese tiempo.

Los últimos cinco años han traído soluciones asequibles y los estudiantes han comenzado a exigirlas. Ahora hay una solución para satisfacer una demanda claramente articulada, por eso las prácticas de “captura de clases” están creciendo. La necesidad ya existía. Si no entendemos qué es lo que impulsa el uso de la tecnología en la educación superior, podríamos estar haciendo esfuerzos en áreas que no van a tener tracción. Nos encontramos promoviendo carteras de informes a los grupos de estudiantes equivocados, cuando lo que están pidiendo es la captura de conferencias.

O tomemos otro ejemplo, el de los cursos en línea MOOCs. Se asumió ampliamente que los MOOC serían útiles para preparar a los estudiantes antes de que llegaran a la universidad o para promover el reclutamiento de estudiantes universitarios. Las estadísticas sobre la aceptación del MOOC muestran que son tomadas principalmente por personas de entre 30 y 40 años que ya tienen un título universitario. Pensábamos que la historia se desarrollaría de una manera, con ciertos impulsores y ciertas formas de demanda, que al final ha sido diferente. Deberíamos aprender las lecciones del pasado.

Uno de los riesgos de no entender estas lecciones es que nos convencemos de que la tecnología digital es polvo mágico de hadas que solucionará todos los problemas. Pero lo digital es el punto final de la cadena. De hecho, el verdadero cambio radica en los capacitadores para crear un gran producto digital o curso digital – cosas como cambiar la forma en que trabajan los equipos de los cursos, poner una estructura real en los diseños de aprendizaje, los objetivos del curso y los resultados del aprendizaje. Ese es el trabajo que tiene un efecto profundo, no el hecho de que sea digital.

Para personas como yo, que trabajamos en instituciones y estamos ahí para ayudar a resolver problemas y apoyar el progreso en la enseñanza y el aprendizaje, las conversaciones que necesitamos tener con los académicos son sobre de qué se trata su curso, cómo se diseña el aprendizaje, cómo están estructurados sus equipos y qué tiempo han reservado para llevar a cabo una actividad en línea. Esas no son preocupaciones técnicas – y eso puede ser bastante decepcionante para aquellos que creen que tenemos el polvo mágico de la tecnología del duendecillo para esparcirse por sus cursos para ellos.

El peligro de esta falacia mágica es que la tecnología digital es algo fácil a lo que culpar. Si no has acertado tu curso, puedes tratarlo como un fracaso técnico. Mientras que, en realidad, lo que no funcionó podría haber sido el diseño de aprendizaje o la suposición de los conocimientos previos de los estudiantes o la dinámica del grupo en una actividad, pero es mucho más fácil culpar a la tecnología digital. Y por eso es que realmente necesitamos entender dónde es útil, para los estudiantes y maestros.

La tecnología no lo es todo

6a77b

En nuestra opinión, ambas visiones son correctas, pero nos parece más profunda e interesante la reflexión de Amber Thomas.

Es innegable que las tecnologías digitales han marcado un antes y un después en la educación (especialmente Internet). Incluso es verdad que en cierto modo la manera en la que consumimos información ha cambiado y nos condiciona nuestra forma de aprender. Sin embargo, a la hora de entender la educación como algo más completo, lo más importante siguen siendo las personas.

Da igual que un profesor utilice Instagram o Slack para dar clases, lo importante es qué transmite a través de tales plataformas y cómo lo transmite. Somos seres emocionales, que aprendemos sobretodo a base de interacción, sobretodo social.

Pensad en el pasado, cuáles han sido los mejores profesores o tutores que habéis tenido.

¿Necesitaban las tecnologías digitales para llenaros de ilusión y motivaros a aprender?

Los educadores tienen que entender que las tecnologías no son herramientas definitivas. Toda herramienta depende de cómo la utilizamos. Necesitamos a educadores que sepan enseñar. Si además utilizan las herramientas digitales correctamente, entonces tendremos maestros de la Era Digital.

Fuente: Medium

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s